Las advertencias sanitarias en bebidas azucaradas se consolidan: La Asociación Americana de Bebidas contra la Ciudad y el Condado de San Francisco (Northern District of California Court Case 15-cv-03415-EMC).

Marion Nestlese hace eco en su blog de la noticia: se ha publicado en el día de ayer, 1 de agosto, un artículo en JAMA(el prestigioso Diario de la Asociación Americana de Medicina) titulado Ciencia y Salud Pública en juicio: advertencias (de salud) en los anuncios de bebidas azucaradas” (Science and Public Health on Trial. Warning Notices on Advertisements for Sugary Drinks1).

El interés de la noticia es más que evidente: siendo la primera vez que, a nivel mundial, se aprueba una norma jurídica que obliga a los anunciantes de bebidas azucaradas a hacer una advertencia sanitaria, dicha norma ha pasado un primer filtro judicial de validez.


Las normas en sí son de rango local (ordinances), modificadoras de los Códigos Administrativo y de Salud de San Francisco (Ciudad y Condado) para establecer la obligatoriedad de incluir la siguiente advertencia sanitaria:

ALERTA: tomar bebidas con azúcar (es) añadido (s) contribuye a la obesidad, la diabetes y la caries dental. Este es un mensaje de la ciudad y el condado de San Francisco(Warning: drinking beverages with added sugar(s) contributes to obesity, diabetes, and tooth decay. This is a message from the city and county of San Francisco.)

La Sentencia está disponible en el siguiente enlacede los varios disponibles en la pestaña referencesdel articulo del JAMA.

Hablamos de un primer filtro de validez porque la solicitud de los demandantes (tres entidades con ánimo de lucro entre las que destaca la American Beverage Associationo Asociación Americana de Bebidas -no alcohólicas-) planteaba la suspensión de la entrada en vigor de las normas (el 25 de julio de 2016) mediante una medida cautelar (preliminary injunction) que el Juez Edward M. Chen, de la Corte del Distrito Norte de California desestima por las razones que procederemos a desgranar en una selección de las que representan mayor interés a nuestro criterio.

  1. El reproche jurídico que los demandantes hacen a las normas se articula mediante denuncia de un carácter presuntamente infractor de la Primera Enmienda: ellos no dirían lo que la norma les obliga a decir en ejercicio de su libertad de expresión.

  1. Ambas partes contendientes han contado con el apoyo de terceros: a resaltar los de la Asociación Americana del Corazón y la Academia Americana de Pediatría a favor de la Administración.

  1. Merece la pena hacer una lectura completa de los fundamentos de la advertencia declarados por la norma y que la Sentencia reproduce. Solo haremos un extracto breve: El consumo humano de bebidas endulzadas con azúcar (SSB) está vinculado a una pluralidad de problemas de salud graves, incluyendo, a modo enunciativo pero no limitativo: aumento de peso, obesidad, enfermedades coronarias, diabetes, caries y otros problemas de salud. La evidencia científica muestra que lo que subyace en estos problemas de salud crónicos es el Síndrome Metabólico. El Síndrome Metabólico se caracteriza por cambios en la bioquímica normal del cuerpo que pueden conducir a la obesidad, resistencia a la insulina, hipertensión, dislipidemia (colesterol alto), y la grasa visceral. Las bebidas azucaradas están relacionadas con el exceso de peso y la obesidad, que están conduciendo cada día a más estadounidenses hacia el Síndrome Metabólico. El consumo excesivo de azúcar puede ser en sí mismo una causa directa del Síndrome Metabólico mediante el aumento del riesgo de hipertensión, dislipidemia, y grasa visceral. Aunque la mayoría de las personas con síndrome metabólico son obesos, los individuos de peso normal pueden padecer también Síndrome Metabólico, si tienen malos hábitos alimenticios. El consumo excesivo de bebidas azucaradas se ha relacionado con el Síndrome Metabólico a través de una variedad de vías biológicas, y por lo tanto es un factor de riesgo en la enfermedad crónica.2

  1. Por el tipo de proceso, de medida cautelar, la parte demandante ha de acreditar el cumplimiento de una serie de requisitos, a saber: que existe una probabilidad de éxito en cuanto al fondo, que igualmente es probable que sufra daños irreparables en ausencia de medida preliminar, que un juicio de equidadle es favorable, y que la medida cautelar es de interés público3.

  1. La cuestión crítica para la resolución del pleito es, a criterio del Juzgador, la probabilidad de éxito en cuanto al fondo. Tras analizar una serie de precedentes aplicables, en particular, en relación a la ausencia de restricción en el mensaje publicitario (que no existe: lo que la norma aprueba es la adición de un mensaje de advertencia), al carácter fáctico del mensaje (la advertencia incluye hechos más que opiniones) se concluye (página 15, líneas 18 19) que el mensaje analizado en la instancia probablemente supera los filtros de objetividad y exactitud (the warning required by the ordinance likely passes the factual and accurate requirement).

  1. Punto por punto, la Sentencia se pronuncia primero sobre la probabilidad de éxito de la pretensión de anulación de la obligación de incluir en el anuncio una relación entre la caries y el consumo de bebidas azucaradas. Para el Juez, en este punto no hay una auténtica discusión de fondo4. En lo relativo a la asociación entre diabetes y obesidad con el consumo de bebidas azucaradas, el Tribunal no queda convencido de que los demandantes vayan a tener éxito en su petición. La advertencia sanitaria solo dice que las bebidas azucaradas contribuyen a la diabetes y obesidad, no que su ingesta suponga necesariamente un resultado de obesidad o diabetes en todo caso5, ni que tal ingesta sea la única o la causa dominante de las mismas.

  1. Se profundiza en el examen de la relación científica entre consumo de bebidas azucaradas y obesidad/diabetes (20, 3-12): There is no real dispute as to the literal accuracy of the required warning. Although there may be a legitimate scientific debate as to how exactly SSBs contribute (), both sides agree that, at the very least, SSBs can contribute to weight gain because they provide calories, and that weight gain can lead to obesity and diabetes. See, e.g., Kahn Reply Rpt. 7 (stating that the Citys experts and I agree that excess consumption of calories will lead to weight gain and that may lead to obesity and diabetes; adding that [e]xcess consumption occurs when at any level of energy intake the number of calories consumed exceeds the number of calories expended). Thus, the statement that SSBs contribute is both factual and accurate”. Esto es, muy resumidamente, para el Juez Chen no hay una verdadera disputa en cuanto a la exactitud literal de la advertencia requerida; ambas partes concuerdan que, al menos, las bebidas azucaradas pueden contribuir a la ganancia de peso porque proporcionan calorías, y tal ganancia de peso puede conducir a la obesidad y la diabetes. La Sentencia tiene en cuenta que, según el experto (perito) de la Administración Dr. Willet, las bebidas azucaradas son la cuarta fuente principal de calorías para los adultos y la tercera para los niños (21, 5-7).



  2. Hay otros factores importantes según la Sentencia: la gran cantidad de calorías que tiene una sola bebida azucarada (21, 23-24), el incremento de las porciones o tamaños de las bebidas azucaradas (21, 26-27), que no tienen valor nutricional alguno (se dice, página 22, líneas 11-12, en relación a su comparación con otras bebidas fuentes calóricas), que ciertos grupos de población (más desfavorecida) toman incluso más bebidas azucaradas que la media (23, 11-12).

La Sentencia continua con una serie de consideraciones jurídicas de gran interés que no son de comentar en esta sede. En nuestra opinión, Sentencia y Ordenanzas suponen un paso capital en la defensa del derecho de los consumidores a recibir una información veraz, promovida en este caso por la Administración con potestad para regular lo que la propia Industria no está dispuesta a comunicar. Esperemos que el paso definitivo llegue pronto y se consolide.

Agradecimientos:agradecemos a los divulgadores de salud referenciados (Marion Nestle principalmente) en este artículo y muy especialmente a Julio Basulto Marsetpor su inestimable ayuda para la realización de este artículo.
1Dean Schillinger, MD; Michael F. Jacobson, PhD. JAMA. Published online August 01, 2016. doi:10.1001/jama.2016.10516

2La traducción es propia: Human consumption of Sugar-Sweetened Beverages (SSBs) is linked to a myriad of serious health problems including, but not limited to: weight gain, obesity, coronary heart disease, diabetes, tooth decay, and other health problems. Scientific evidence shows that underlying these chronic health problems is metabolic syndrome (MetS). MetS is characterized by changes in a bodys normal biochemistry that can lead to obesity, insulin resistance, hypertension, dyslipidemia (high cholesterol), and visceral fat. SSBs are linked to excess weight and obesity, which are putting more Americans on the path to MetS. Heavy added sugar consumption may itself be a direct cause of MetS by increasing the risk for hypertension, dyslipidemia, and visceral fat. While most people with MetS are obese, normal-weight individuals can acquire the syndrome as well, given poor dietary habits. Heavy consumption of sugary drinks has been linked to MetS through a variety of biological pathways, and is therefore a risk factor in chronic disease.

3Traducción propia de he is likely to succeed on the merits, that he is likely to suffer irreparable harm in the absence of preliminary relief, that the balance of equities tips in his favor, and that an injunction is in the public interest

4Dice la Sentencia (15, líneas 21-23): As an initial matter, the Court notes that the battle over the factual and uncontroversial requirement really concerns obesity and diabetes, and not tooth decay. That is, there is no real dispute that SSBs, because of their sugar content, do contribute to tooth decay

5La Resolución judicial consigna: (19, líneas 25-28): Similar to above, the Court is not persuaded that Plaintiffs are likely to prevail on the merits of their constitutional claim. Again, the required disclosure only says that SSBs contributeto obesity and diabetes, not that they will necessarily result in diabetes or obesity in any particular case; nor does the disclosure state that SSBs are the sole or even dominant cause